Series: “Louie”

Guía Audiovisual, Reseñas Series

País: Estados UnidosLouie_Serie_de_TV-845704629-large

Creador: Louis C.K.

Intérpretes: Louis C.K., Hadley Delany, Ursula Parker, Nick Di Paolo

Duración: 4 temporadas; 53 capítulos de 23 minutos

Emisión la serie: Fox y Canal Plus

Público adecuado: +18 años, XD+

Valoración: 6/10
 

El cómico del cinismo

Como todo hombre orquesta dedicado a hacer reír, Louis C.K. tiene sus detractores y defensores acérrimos. No hay término medio. Él lo hace todo en su serie autobiográfica: dirige, interpreta, escribe, edita…

Este cómico de 46 años se divorció en 2008 de la pintora Alix Bailey con quién comparte la custodia de dos hijas. En 2010 empezó la serie Louie, una continuación de Lucky Louie, una comedia de situación que cuenta la vida gris de un hombre frustrado en el hogar, el trabajo, etc.

Hoy en día Louis C.K. es considerado uno de los grandes monologuistas del mundo. Sus diserciones tienen ingenio, acidez y actualidad. Así es su serie. Se nota que en sus inicios trabajo de dialoguista  y actor en shows como HBO Comedy Half-Hour o Shameless. No resulta extraño que en su serie haya múltiples cameos de cómicos: Sarah Silverman, Robin Williams o Ricky Gervais. Más desconcertante es que también aparezcan artistas tan reconocidos como poco aficionados al humor: David Lynch, Melissa Leo o Frank Murray Abraham. Resulta evidente por tanto que Louis C.K. es un humorista al que se le toma en serio. Su modo de actuar (apenas sonríe ni varía  su rostro apático) facilita su aceptación de una parte de público que esta harto del humor gesticulante de Will Ferrell, Jack Black o Jim Carrey.

Pero Louis C.K., no es Woody Allen. Indudablemente goza de cierta creatividad pero su discurso se acaba muy pronto, con un recorrido minúsculo, cínico y sexualizado. Una vez vistos cuatro o cinco capítulos ya sabes por dónde va a tirar. Además el tono de sus chistes es demasiado adoctrinador, con una persistencia tediosa en ridiculizar a los optimistas, los que se ilusionan con algo en la vida o simplemente confían en el ser humano. En este sentido Louis C.K. ha bebido mucho del tono de otros cómicos destructivos como Larry David o el citado Ricky Gervais.

Uno de los grandes directores jóvenes del cine español (Daniel Castro, creador de esa pequeña joya titulada Ilusión) definía perfectamente la admiración contemporánea por el cinismo audiovisual: “Creo que el pesimismo hoy en día está sobrevalorado”. Es cierto que los hombres que más han hecho reír en el cine y la televisión siempre se han caracterizado por la ironía inteligente y muchas veces cruel. Ahí están Woody Allen y Billy Wilder para confirmarlo. Pero en sus obras maestras (Manhattan, La rosa púrpura del Cairo, El apartamento, Con faldas y a lo loco) el espectador se movía con más libertad, ya que había talento, luces, sombras y muchos grises. Louie padece de un pesimismo monocorde, mucho menos creativo e imprevisible que el de las grandes comedias de situación de los últimos años (The Big-Bang Theory, Cómo conocí a vuestra madre, Dos hombres y medio).

 Claudio Sánchez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbase a nuestra Newsletter

Disfrute de toda la información actualizada sobre todos los medios.

Te ayudamos a tramitar tus reclamaciones

Te invitamos a que dejes tus quejas y denuncias en la web de TV Infancia o CNMC. Si tienes alguna duda escríbenos aquí y te ayudamos a resolverlo.

Formulario de reclamaciones TV Infancia

Enviar reclamación

Formulario de reclamaciones CNMC

Enviar reclamación

Colaboradores